A pesar

De no escribir aca porque escribo en otro lado, trabajar mucho, dormir poco, estar a las corridas, estar enamorada, tener proyectos, ambiciones, sueños, algun conflicto, felicidad, algun llanto, y otras cosas mas, se puede decir que fue un buen año.

 

Solo me falto ella.

 

 

Published in: on 27 diciembre 2012 at 11:56 PM  Dejar un comentario  

Definición.

“Chica con ojos de ayer
sé que vibras también 
la extraña sensación
de no pertenecer a este mundo”

Published in: on 9 mayo 2012 at 1:07 AM  Comments (1)  
Tags:

No

Ya no escribo sobre ojos, como alguna vez alguien me dijo que debia hacer.

Ya no.

No lo necesito. No necesito plasmar sobre ese tipo de belleza que me enlazaba y era facil.

Porque ahora cuando abro los mios, estan alli los suyos, observando de lejos, pensado, entromentiendo.

Entonces todo cambia de lugar.

Todo mi mundo se mueve mientras yo me quedo quieta.

Y asi estamos.

Quietos y moviendonos a la vez.

Published in: on 13 abril 2010 at 1:21 AM  Comments (1)  

Afuera el pensamiento.

NOA

Los cuartos olvidados en medio de algun pueblo. Engañados por el tiempo y la arena que corria en el reloj.

Caminos perdidos que llevaban a imagenes reales.

Protagonizando una historia mientras montañas rojas me miran.

Respiramos una vez mas, el aire recorre mi cuerpo y yo sonrio.

Dos dedos enlazados con los mios. Mis manos se ponen frias y ya no me acordaba de ese sentimiento.

Pero ahora ya me acuerdo.

Tratando de descubrir que son esta mezcla de cosas y de cosas y de cosas, todo sin pensar, ya tendremos tiempo para pensar. Ahora no. Silencio. No pensemos mas, no aclaremos mas, solo cantemos, caminemos, que la vida ya nos sorprendera.


Published in: on 15 marzo 2010 at 12:47 AM  Dejar un comentario  

“Tanto le temes…que al fin sucede”

Es solo una pregunta y una actitud. ¿Te olvidaste no?. Cuanto hiciste sufrir. Cuantas palabras escritas dia a dia , noche a noche, ¿te olvidaste?. Yo se que en el fondo no, que te acordas un poquito.

Entonces le temes, a eso llamado remordimiento. Porque esta por ahi. Dando vueltas y mirandote de lejos. Antes me miraba a mi ¿sabes?, cuando creia que me metia en asuntos ajenos, en cosas que no eran mias,aunque me involucraban indirectamente,  pero con el tiempo comprendi que no me miraba solo a mi, si no a ella, a la otra y a vos tambien.

El tiempo paso, corrio mucha agua bajo el puente como dicen. El tiempo paso y algunas cosas vuelven. No le temo a lo que vuelva. Porque no hice nada, no senti, y no quise nada malo. Es mas fue todo lo contrario. Hice, senti y quise.

Pero vos si le temes. Le temes a haberte equivocado. Le temes a esconder en el cajon (que seguro guardaras bajo llave entre tus cosas) todos los recuerdos, todos los momentos, todas las sonrisas y sobre todo, los llantos, las preguntas, las respuestas y lo mas importante, los engaños.

Tu temor es que eso vuelva.

Y asi pasan los dias, las tardes en donde te acordas de las letras, de la musica tirados en tu cama, de las palabras vacias-llenas-vacias y te preguntas cuando tiempo mas podras ocultarte detras de ese personaje.

Ese personaje que ni vos conoces.

Ni aquella conocio.

Ni yo conoci.

Y ni ella conocera.

“Tanto le temes…que al fin sucede…”

Published in: on 9 marzo 2010 at 9:50 PM  Comments (4)  

Tan dificil

Es tan pero tan dificil escribir despues de estar lejos de casa. Porque aunque no quiera mi mente aun no esta aca. No esta ni en mi trabajo, ni en mi cama, no esta en ningun lado, esta viajando.

Un amigo siempre me habla de viajes y desviajes, yo creo que aun no cai en mi desviaje.

La ciudad me choca. La siento tan odiada. Me siento odiada por ella. Tampoco me importa eso. Me importa volver a donde fui feliz.

Es tan dificil saber que fuiste feliz alli, donde nunca pensaste que lo serias.

Porque dejaste tus bailes en un lado, tu corazon en otro, tu alma mas alla y te dividiste…y comienza a ser dificil. Mas alla que siempre los arranques son dificiles.

Recordas cada camino, cada busqueda, cada momento y caes en que te cruzaste con su belleza, mientras solo pasabas el rato…y solo unos anteojos negros los separaban de tantas preguntas, de tantas respuestas.

Te preguntas ¿como?, tratas de entender ese “como”, viajar en bus de la mano, mirando por la ventana, no escribiendo salvo listas, promesas que se rompen bien te sentas en tu cama, porque son solo segundos en que pensas en el otro.

Y te preguntas…porque? que paso? como?

Es tan dificil volver a escribir despues de tanta belleza.

Pic:@princesafuria 😉

Published in: on 1 marzo 2010 at 9:43 PM  Comments (6)  

Sin filtro.

*Huir. Con destino y sin destino fijo. Huir. Cambiar el lugar a ultimo momento por consejos. Huir. Para respirar otro aire y descubrir nuevas palabras. Huir. Solo huir.

Huir esperando encontrarte y a la vez no. Caminar por lugares desconocidos, perderme y no perderme, encontrarme, reencontrarme.

El pelo con tierra, el viento en mi cara, gritar y que nadie me escuche. Escribir palabras y que nadie las pueda leer. Un diario, dos diarios, tres diarios.

Extrañar solo un poco.

Re-encontrarte cuando vuelva. Descubrir que hay detras de tus pupilas. Sacarte esa mascara de hierro que tenes y dejarla en la vereda. Reirme, reirte, reirnos.

Dedicarte la primera frase de aquellas miles de frases que vendran despues en tu nombre.

En tu nombre, en mi nombre.

Published in: on 14 febrero 2010 at 2:07 AM  Comments (3)  

Ten

Ellas solas. Justicieras de eso que llamamos alma. Ellas solas me des-inflan, dejo de ser un globo, me líbero, despacio y respiro otra vez. Pero ellas salen despacio, rápido, así…en diferentes rutas, sin destino, como su dueña, van a mi boca, mis manos, mis uñas, a el pañuelo de papel que saque de la caja de ese tachero que me salvo casí la vida.

Pero ellas caen, hoy domingo diez, mientras esperamos la lluvia que se avecina.

Con presión baja, con mis piernas finas, con el pecho casi entregado.

Published in: on 10 enero 2010 at 1:38 PM  Comments (2)  

Veinte diez.

Es la inspiración cuando te estas bañando y escribir en el espejo del baño. Lleno de vapor, que nada se borre. Salir con la toalla envuelta corriendo a buscar una lapicera y un papel. Escribir. Respirar. Volver a escribir.

También es ir a la biblioteca, ver tu libro entre tantos otros, entre Trilogía y El pasado, el destino te quiso ahí… quieto.

Es pensar donde estas, con quién, en donde, que hora sera. Si comés bien o mal. Si dormís o no. Si tenes frío o si estas bien.

Escuchar esa canción que juraste no escuchar sin reír. Es desperarte con una sonrisa. No molesta esa lejanía. Es libertad. Es correr sin final.

Es saber que me quiere pese a todas las consecuencias entre los mejores. Es la confianza. Es sus ojos mirando con respeto.

Es ella que ya no llora. Que ahora duerme. Son ellos que corren por las escaleras.

Querer correr a abrazarte, es dolor de amiga compartido.

Es que tu alma se parta y vuelva a vivir.

Es trabajar en musculosa, en pollera, rebelarme ante el sistema. Es esa risa que recuerdo. El emoticon en el msn de mañana. Es hablar de libros sin miedo. Pensar en francés, en italiano también.

Que te paguen mas de lo que pensabas.

Es bailar con la música a todo lo que da sin importar que los vecinos te miren.

Es tirar bolsas y bolsas de basura donde ponía su nombre con un corazón rojo cursí.

Es tu histería y no hacerme cargo de ella.

Un viaje a un lugar desconocido siendo secreto y a la vez no. Imaginar su cara cuando se entere. Ir sin planear. Solo el hostel reservado. Es dejarme llevar, por los colores, el aire, el sol que me pegara fuerte y el frio que de noche vendra.

Es vino de madrugada con amigos. Consejos y mimos. Gente nueva, desconocida, conocida, un nuevo grupo. Es soñar con cosas nuevas. Que te paguen por un texto. Escribir sin miedo. Es tachar las palabras que no debia escribir. Mirarlas de otro modo.

Son mis 12 moleskines con el mes correspondiente.

Es intimidarme por alguién desconocido. Ponerme colorada. Negar un beso que queria dar. Recibir un mail anonimo. Recibir licuados todas las mañanas. Que te mimen. Que te odien. Que te quieran. Que te extrañen. Es no preocuparme por la alarma. Es soñar con cuentos infantiles. Es explotarme. YO. Solo Yo.

Usar una remera violeta, que mi ropa interior sea del mismo color, al igual que mis aros y mi anillo, y saber que te lo perdiste y un poquito sonrio.

Es saber que no solo hay segundas oportunidades… si no terceras también.

C.

Enero 2010

Published in: on 5 enero 2010 at 9:36 AM  Comments (4)  

M

03.33am

Pienso adelantado en el balance del año, ese que nos hacemos inutílmente para ver si cumplimos con los objetivos pautados a finales del año pasado. Hago una lista de cosas y sobresale tu nombre. Me culpo y te culpo. En vano, la culpa no es de nadie. Fue casualidad y causalidad. Fue y no fue el destino. Te acuso de darme una felicidad y de quitarmela cuando nadie la pidio. Me pregunto en la perdida de energía que dejé al esperarte y volver a culparme.

Al escribir en la melancolia de los días en los que esperaba que dijeras algo. Y cuando lo hiciste…fue para mal. Porque me adelante. Porque no tendría que haberte hecho caso. Tendría que haberte dejado pasar y que siguieras tu camino, no detenerte ni un segundo más…pero te detuve mucho.

Este año no sobresalen alegrías, materias aprobadas, trabajo bueno, dinero, vacaciones, este año sobresalen tres letras que son tus iniciales. Sobresale aprender de la hipocresía, la tuya y saber que yo no sere presa de ello, si no otra, otras…las que sean necesario. Hasta que realmente quieras.

Mientras miro la lista, me pregunto si fue bueno no decir esas palabras dulces que estaban en el tacho. Vanas, inconclusas, con una incertidumbre enorme de ser la pieza de ajedréz que movías cuando querías.

Creo que nunca podrás entender el agua que dejaba en la almohada todas las noches cuando estabas lejos y mis sentimientos no eran precisos. Y mucho menos podras entender, cada palabra que escribí, cada hoja que deje, cada momento que viví. Tampoco podras entender mis manos frías, ni como me quedaba mirando tu boca. Como mi cabeza estallaba de preguntas sin respuesta y como las manifeste con taquícardia noche a noche, cuando veía las imagenes que no coincidían con lo que tu boca decía.

No, no podrás entenderlo, pero también sé que la que usa esos zapatos que debo usar yo, no lo va a vivir y a la larga te daras cuenta..(y ella también) pero creo que ya me encontrare caminando por otro lugar.

Fue un placer conocerte.

C.

Published in: on 25 diciembre 2009 at 3:42 PM  Dejar un comentario